En la movidaEn la movida

Suscríbete a nuestro Newsletter

X

Únete a nuestra lista de correos para recibir semanalmente actualizaciones de nuestro contenido.

El momento justo que llamamos felicidad

El momento justo que llamamos felicidad 16.OCT.15

La vida puede tener momentos malos o complicados pero son esos pequeños momentos buenos los que hacen que merezca la pena vivirla, pues James Groccia un niño de 10 años experimentó esta sensación de felicidad después de un momento bastante amargo.

James es un niño con el síndrome de Asperger, una condición en el espectro del autismo que hace que no sea muy bueno relacionandose y los Lego le han ayudado, un día cuando pasaba por una tienda vio un lego que lo emociono mucho pero sus padres dijeron que debía reunir dinero para comprarlo el mismo, pasó dos años reuniendo los 100$ que necesitaba para comprar el juguete pero lamentablemente la compañia ya no fabricaba este modelo por lo que solo podía conseguirlo en Amazon por 250$ como un artículo de colección.

El muchacho aunque triste no se rindió y escribió a Lego para ver si tenían alguno en sus oficinas o si había otra forma de comprarlo, la compañia envió un paquete y con una cámara oculta podemos ver la reacción del pequeño al abrirlo que no puede ser descrita de otra forma además de felicidad.

;